Craig O´Shannessy aparece como un ave solitaria en el mundo del tenis: es un analista de estrategias. Se podría decir que eso es, en definitiva, lo que hace cualquier entrenador del circuito. Pero O´Shannessy se posa en otro espacio. Su especialidad es desmenuzar el juego con el uso del Big Data para demostrar con hechos que la percepción que se tiene de lo que sucedió en una cancha, es muy diferente a lo que los datos pueden demostrar. Actualmente integra el equipo de Novak Djokovic, número uno del mundo y es frecuente colaborador de New York Times además de realizar análisis profundos del tenis para la propia ATP.

Craig O´Shannessy junto a Novak Djokovic

Como analista tiene su propia plataforma llamada Brain Game Tennis (El juego cerebral del tenis) donde ofrece diferentes insights sobre el circuito ATP. Una de sus predicas es que el tenis se resuelve, en la mayor parte de los casos, en puntos que no involucran más de cuatro tiros para definir un punto. Es decir: para ganar un punto suelen ser suficientes los cuatro primeros tiros entre los tenistas para lograr el desequilibrio.

Una de las ideas más audaces de O´Shannessy es que eso, contra toda percepción, sucede también en los partidos jugados en polvo de ladrillo, donde cualquier aficionado al tenis aseguraría que los partidos son más extensos, los intercambios más largos y en consecuencia los partidos suelen no terminar nunca. Pero que los encuentros duren muchas horas no quiere decir que el tiempo neto de acción también lo sea. O’Shannessy lo ejemplifica con este relato que hace de la semifinal de Roland Garros 2018 entre Rafael Nadal y Juan Martín Del Potro.

 

“Rafael Nadal derrotó a Juan Martin Del Potro 6-4, 6-1, 6-2. Vi el partido en el lugar

La impresión general del tenis en tierra batida es que todo es mucho más largo. Más elaboración y rallies más extendidos. Más juego de lado a lado. Más desarrollo de puntos. Especialmente con Nadal, el rey de la arcilla.

PERO…

Cuando se miran los análisis de este partido (y muchos otros) nada coincide en absoluto con ese paradigma.

Nadal – Del Potro: Tiempo promedio por punto de bola en juego.

Set 1 6-4 = Duración media del punto 9.5 segundos.
Set 2 6-1 = Tiempo promedio en puntos 8.7 segundos
Set 3 6-2 = Tiempo promedio en puntos 8.4 segundos

Tiempo total de partido = 2h 14m
Tiempo total bola en juego = 21m 13s
Partido: Duración promedio de los puntos = 8.8 segundos

El partido duró 134 minutos. La pelota en juego  estuvo 21 minutos , solo el 16% del tiempo.

Aquí está el desglose de la longitud del rally (intercambio)

Cantidad de puntos jugados según cada intercambio
0-4 tiros = 104 puntos (57%)
5-8 tiros = 52 puntos (28%)
9+ tiros = 28  puntos (15%)

La longitud de rally de 0-4 fue, por lejos, la longitud de rally más reiterada  en esa semifinal. Los primeros 4 disparos se roban todo el show. Incluso en arcilla.

Nadal y Del Potro volvieron a jugar en Wimbledon unas semanas después. El rally más largo para su partido de Roland Garros fue de 19 tiros.

Wimbledon 2018 tuvo longitudes de rallys similares …

Set 1, 1-1, 15-15 = 23 tiros.
Set 1, 4-3, 15-40 = 17 tiros.
Set 1 5-5, 15-15 = 17 tiros.
Set 1, 5-5, 30-15 = 20 tiros.
Set 2, 1-1, 0-0 = 15 tiros.
Set 2, 2-2, 30-15 = 21 tiros.
Set 2, 3-3, 15-0 = 15 tiros.
Set 4, 1-1, 0-15 = 17 tiros.
Set 5, 1-1, 30-30 = 23 tiros.
Set 5, 2-2, 30-40 = 16 tiros.

Puedo escucharlos preguntarse: ¿La longitud promedio del rally fue más corta en  Roland Garros que en Wimbledon?”

 

 

O’Shannessy asegura tener la respuesta a estos asuntos en su curso llamado Dirtballer, una herramiente de análisis online diseñados para explicar de otro modo el tenis jugado en polvo de ladrillo. En una entrevista publicada durante Roland Garros, el analista asegura que su método cambió el modo de enseñanza de la Federación Italiana de Tenis, donde la cultura del tenis jugado en polvo de ladrillo es tan fuerte como en Argentina, España y otros países que suelen formar a la mayoría de los tenista en esa superficie.

Otro caso donde los datos desafían la percepción.

Marcelo Gantman

Director de Contenidos de Analítica Sports.

Twitter