No quedarse atrás: los profesionales que trabajan en los deportes de alto rendimiento saben que mantenerse actualizados, a la vanguardia, es fundamental para conseguir los objetivos planteados. Con ese enfoque, los días 15 y 16 de noviembre,  el Club Atlético Vélez Sarsfield organiza un evento titulado “El deporte en el alto rendimiento: lo nuevo y lo moderno”, en el que disertarán expertos de varios equipos, y donde expondrán figuras de enorme experiencia, como Edu Pons, preparador físico del Barcelona.

Sebastián Ruggeri (Profield)

Uno de los expositores será Sebastián Ruggeri, presidente de Profield Consulting Latam. Ruggeri tiene más de 30 años de experiencia en el manejo de césped profesional en campos deportivos, y es integrante del STMA, la entidad rectora del área a nivel mundial. Su presentación se titula “El ABCD de las canchas argentinas y las nuevas tecnologías”, y en diálogo con ANALÍTICA SPORTS, el titular de la consultora nos adelantó algunos conceptos:

“Vamos a exponer con la que queremos educar al mercado, al cuerpo técnico, al cuerpo médico y a los dirigentes –porque los cancheros ya lo saben– para que entiendan que lo que ven los césped que ven el fin de semana en el fútbol europeo son de una estructura diferente: son canchas con una estructura totalmente de arena. Ese es el estándar mundial hace 20 años. Acá, en Argentina tenemos las mismas canchas de base de tierra de hace 70 años y se piden los mismos resultados que en Europa. Es muy difícil lograrlo porque no tenemos las mismas condiciones de juego”.

“Queremos explicar cómo influye ese césped en tres aspectos: la calidad del césped, la seguridad del jugador, y la certeza de que el partido se va a jugar porque acá se suspenden cuando llueve mucho. El ABCD, las cuatro variables que vamos a explicar, son: agua, barro, compactación y drenaje. Vamos a vincular aspectos estructurales: la construcción de un campo de juego moderno, y cómo eso repercute en tener un mejor césped, una mayor seguridad, una mejor estética, saber que el partido se juega y un mejor espectáculo”.

“Un césped moderno mejora la jugabilidad, la previsibilidad, la seguridad: el costo de lesiones vinculado a condiciones deficientes del campo de juego son millones de euros para cada equipo. Según los números que manejo, el 70% de las lesiones son sin contacto, y el 30% de esa cifra tiene que ver con el estado del campo de juego. Mejorar eso es mejorar, también, la salud de los futbolistas y la economía del club”.

“La solución no es construir más canchas ni expandir los predios, sino hacer énfasis en la calidad de los campos de juego. Es cierto que esta transición representa una inversión importante a corto plazo, pero en un tiempo prolongado generará ahorros económicos aún más significativos para el club”.

“Los directivos tienen que dejar de pensar en hacer muchas canchas y deben empezar a buscar tener buenas. A una cancha de tierra le podés sacar 300 horas de juego al año. A las de arena, en cambio, 1000 horas de juego año. Si tengo q construir una cancha nueva en un predio, tengo dos chances: hacer una que te va a entregar 300 horas, u otra de 1000 horas”.

Nicolás Rotnitzky

Redactor Analitica Sports

Twitter