Hace cinco años, cuando cursaba las ultimas materias de la carrera de Estadística en la University of Northern Iowa y formaba parte del equipo de básquet de la institución, difícilmente Brittni Donaldson se imaginaba que para la temporada 2019/20 iba a estar formando parte del cuerpo técnico del mejor equipo de la NBA, pero así de rápido se le dieron las cosas y no por casualidad.

Brittni Donaldson: la asistente de entrenador mujer más joven en la historia de la NBA

Se aprende de chico

Nacida en Iowa, donde no hay franquicias de la liga deportiva más importante del mundo, la flamante assistant coach de los Toronto Raptors, aprendió a querer al básquet gracias a su padre, que de muy pequeña le puso una pelota en las manos y le enseñó los fundamentos del juego. Ya de adolescente, Brittni lideraba el equipo de la North High School, la misma escuela que había visto brillar a su padre y a través de la cual conseguiría un distinción dentro del all-state de la competencia. Sin embargo, en cuanto al juego ese fue su tope, y más allá de participar en el equipo universitario, su carrera en el deporte vendría por otro lado. En 2015, ya con su titulo de Actuario en mano, consiguió rápidamente un empleo en CBE Companies, una empresa proveedora de call-centers donde Donaldson se encargaba de las mediciones internas de la compañía, un trabajo que mucho no la convencía, “No era lo que me imaginaba estar haciendo a mis 22 años”. Duró diez meses,  y se pasó los últimos cinco aplicando a cuanta oferta relacionada con el básquet le aparecía en su timeline de Linkedin.

Fue la empresa proveedora de datos deportivos STATS LLC la que la contrató, primero como analista de calidad, formando parte de SportVU (la unidad de negocios dedicada al tracking a través de cámaras de partidos de distintos deportes), al año paso a un rol más estratégico y de análisis puro: la producción de reportes específicos para para los equipos de la NBA, donde su trabajó impresiono a varias franquicias  pero fueron los Raptors los que se movieron más rápido, haciéndole llegar una oferta para sumarse a su oficina de analytics.

Brittni Donaldson en los festejos por el anillo de la NBA 2018/19

Se especializa de grande

Desde su incorporación en 2018, Donaldson hizo un gran trabajo en la oficina de análisis de los canadienses, donde fue clave en la estrategia de cambios que atravesó la franquicia (y que derivó en su primer titulo NBA), pero siempre se hizo el espacio para mantenerse cerca del juego: compartía los “picados” con el staff del equipo, e incluso era la que recogía los rebotes de los jugadores en las prácticas cuando estos se quedaban practicando lanzamientos: “En todo lo que hago, incluso si te estoy devolviendo una pelota de un tiro, trato de mostrar que mi trabajo ahí es ayudar a los jugadores a ser mejores” comenta Brittni, quien tuvo que darle la bienvenida al equipo nada menos que a Marc Gasol, que llegó a la ciudad cuando buena parte del staff técnico no estaba disponible, por lo que Donaldson se encargó del workout correspondiente para la nueva estrella, y una vez finalizado abrió su laptop para mostrarle las principales jugadas de los Raptors que el español debía incorporar.

Brittni fue quien tuvo que darle la bienvenida a Marc Gasol y se encargó del workout correspondiente para la nueva estrella. Una vez finalizado abrió su laptop para mostrarle las principales jugadas de los Raptors que el español debía incorporar.

Esta doble capacidad terminó por convencer a Masai Ujiri, presidente de la franquicia de sumarla como entrenadora asistente: “Es muy malo para mi oficina perder alguien tan inteligente, pero Brittni lleva una entrenadora en su ADN”No es la primera vez que Ujiri toma una decisión de este tipo, hace algún tiempo Eric Khoury también dio el salto de la oficina de análisis de datos al cuerpo técnico, y la próxima temporada lo veremos al frente de los Raptors 905, el equipo que tiene la franquicia en la G-League.

Marc Gasol

“Su trabajo no va a limitarse a traducir lo que los datos tienen para aportarles a los jugadores, queremos que se involucre en todas las facetas del staff técnico: scoutear oponentes, debatir sobre las rotaciones y todo lo que haga falta” aclara, por si hiciera falta, el propio Ujiri, que ya ha sido destacado por impulsar el rol de las mujeres en la organización que preside.

Triple mérito para Brittni Donaldson entonces, por su juventud, porque sigue siendo complejo para las mujeres hacerse un lugar en un mundo de hombres como la NBA y porqué lo hizo de una manera no tradicional: viniendo desde el área de datos de la franquicia. El camino parece ser por acá.

 

Matías Conde

Data Analyst. Responsable de Analítica Sports Data.

Twitter