La disrupción en la Copa Davis continúa. El anuncio de La Liga como patrocinador oficial de la competencia por un período de cuatro años, es una muestra de que los cambios y las innovaciones están lejos de detenerse en el nuevo formato. La liga española de fútbol es sponsor de la Copa Davis de tenis: no hay muchos antecedentes en la historia de los patrocinios en los que una expresión del deporte aparezca como “marca comercial” de otra expresión del deporte. Pero la experiencia indica que tal vez debamos empezar a acostumbrarnos a estos crossovers.

Al fin de cuentas, Juventus, de la Serie A del fútbol italiano, ya tuvo su “Juventus Night” en el Barclays Center en diciembre pasado durante un partido de los Brooklyn Nets de la NBA. Los deportes ya no son solamente competiciones: son plataformas de contenidos de entretenimiento que se retroalimentan para alcanzar a la mayor cantidad de públicos disponibles.

¿Qué significado puede tener esta alianza entre La Liga y la Copa Davis? A primera vista es un acuerdo entre Javier Tebas y Gerard Pique. Antes enemigos, ahora socios. Uno presidente de la liga de fútbol española y el otro como cara visible del Kosmos Group, que compró los derechos de explotación de la Copa Davis por 20 años. Kosmos es el brazo deportivo de Rakuten, el gigante del comercio electrónico de Japón que es patrocinador de Barcelona. Una cosa lleva a la otra. El poder que pueden tener La Liga y la Copa Davis, con Rakuten como un “back up” para cualquier aventura deportiva y comercial futura.

“Hemos tenido casos de tenistas como Serena Williams utilizando indumentaria que remitía a la camiseta de fútbol de Camerún, pero no hay antecedentes donde un deporte aparezca como patrocinador de otro. Es llamativo. Especialmente cuando en este momento en La Liga existen varios clubes que no tienen un patrocinador en su camiseta, es curioso que salgan con un patrocinio de este tipo”, comenta Guillermo Ricaldoni, especialista en marketing deportivo de la agencia We Are Sports.

Gerard Pique, futbolista del Barcelona y miembro del Grupo Kosmos.

La Liga al anunciar el acuerdo con la Copa Davis se describe como “un referente del deporte y el entretenimiento a nivel global, con una audiencia de 2.700 millones de espectadores en cerca de 200 países”. Y al explicar las razones de esta asociación, dice en su comunicado: “A través de este acuerdo, la Copa Davis, la mayor competición internacional por equipos, aumentará su audiencia global, alcanzando a millones de aficionados al tenis y a nuevas audiencias de aficionados al deporte”. Es muy probable que exista un solapamiento de espectadores si La Liga ya contabiliza 2.700 millones de seguidores en el mundo. El tenis no puede “acercarles” muchos más.

Si es posible que el interés de La Liga sea ganar espacios y mercados futuros donde el tenis pueda llevarla. Continuar con su idea de ser la referencia global del fútbol. “No es fútbol, es La Liga”, es el lema de su campaña televisiva internacional. El nuevo formato de la Copa Davis tendrá a 18 equipos en su final de noviembre en la Caja Mágica de Madrid, mientras el primer fin de semana de febrero se disputan otras 12 series clasificatorias para sumar países a los seis que ya están clasificados: Croacia, Francia, Estados Unidos, España, Argentina y Gran Bretaña.

Javier Tebas, presidente de La Liga

La nueva Copa Davis, despectivamente llamada Copa Piqué, es el punto de partida para otra perspectiva de una competencia tradicional y centenaria. Las reformas introducidas (jugar las finales durante una semana en sede única es la más visible) fueron la respuesta una pérdida de interés que la Copa Davis había tenido en las últimas décadas, con participación ocasional de los principales tenistas y un drenaje de patrocinadores cada vez más pronunciado.

Pique llegó con Kosmos con una oferta de 3.000 millones de dólares en la mesa. La Federación Internacional de Tenis hizo votar a sus miembros y aprobó en agosto pasado la política de reformas. Pique ahora suma a La Liga a la conversación del tenis. Demasiados cambios en tan poco tiempo como para ofrecer conclusiones sustanciosas.

Marcelo Gantman

Director de Contenidos de Analítica Sports.

Twitter